Descubriendo a las "Agujetas"

5 Mayo 2016, 10:00 am Escrito por 
Publicado en Blog
Visto 562 veces

¿Qué son las agujetas?

Las famosas agujetas del día después del entrenamiento, también son conocidas, dentro del ámbito científico como “dolor muscular tardío”. Las agujetas suelen aparecer en un intervalo de entre 24 y 72 horas después del ejercicio.

Las sensaciones que nos provocan son una ligera tumefacción (generalmente en la zona en la que hemos centrado nuestro entrenamiento), disminución del rango de movimiento de la articulación en cuestión, rigidez y una pérdida de fuerza (Armstrong, 1990).

Hay diferentes teorías que intentan explicar la aparición de las agujetas, algunas de ellas han sido rebatidas a lo largo de los años por diferentes estudios, y han quedado únicamente al nivel de “mitos”. Una de las teorías que ha quedado a ese nivel es la “teoría metabólica”.

 

Teoría metabólica: En ella se indica, que a mayor intensidad que se realice el ejercicio, mayores son las probabilidades de sufrir agujetas. En este punto se asocia a la acumulación de lactato como el origen de las mismas. Esta acumulación, haría que el lactato cristalizara y se clavará como pequeñas agujas en los músculos. Pero esta teoría ha quedado refutada debido a los siguientes motivos, publicados por Drobnic y Casals (2005):

1.- El ácido láctico no cristaliza a temperaturas compatibles con la vida, además de ser hidrosoluble

2.- Nadie ha evidenciado la presencia de cristales

3.- La presencia excesiva de lactato provoca dolor agudo, no tardío

4.- La contracción concéntrica es la que genera más lactato y según esta teoría, más dolor, pero esto no es así, ya que es la contracción excéntrica la que causa un dolor más intenso a partir de 24horas de realizar el ejercicio

 

Teoría mecánica: Numerosos estudios han observado que la aparición de agujetas tiene lugar más fácilmente cuando el músculo trabaja excéntricamente. De esta manera, en un deportista, la aparición de agujetas será más probable después de una carrera a pie (donde se alternan contracciones excéntricas y concéntricas), que después de un periodo de carrera en bicicleta (donde principalmente hay contracciones concéntricas). Pero las dos prácticas deportivas que generaran más agujetas en un deportista, es el descenso de cuestas y la pliometría. La causa de que las contracciones excéntricas provoquen más “dolor muscular tardío”, es que se somete al músculo tensiones muy elevadas, lo que puede llegar a provocar la rotura (no en exceso), de fibras musculares.

 

Teoría neurogénica: Esta teoría propone la “confusión” propioceptiva generada en los mecanorreceptores musculares. Es decir, se produce un alteración en la interpretación de los estímulos externos por parte del Sistema Nervioso Central (SNC), haciendo que, los estímulos mecánicos no dolorosos, sean conducidos, transmitidos e interpretados como dolorosos.

 

¿Se pueden prevenir las agujetas?

Si hablamos de prevenir las agujetas estaríamos incidiendo en un error, ya que forman parte de un proceso de adaptación. Lo que sí que podemos hacer es prevenir una aparición excesivamente fuerte de ellas, mediante un programa de entrenamiento progresivo de volúmenes, intensidades. Además, Nosaka y Clarkson (1997), demostraron que “la realización de un ejercicio concéntrico, inmediatamente antes del ejercicio excéntrico mitiga tanto la magnitud como la pérdida de fuerza”.

 

Conclusiones

• Únicamente con 15 minutos de carrera cuesta abajo, es suficiente para que aparezcan agujetas

• Los ejercicios excéntricos y pliométricos también son responsables, y con más frecuencia en personas no entrenadas

• La acumulación de lactato no es responsable de su aparición

• Hay que realizar una progresión adecuada del entrenamiento

 

REFERENCIAS BIBLIOGRÁFICAS:

- Armstrong RB (1990) Initial events in exercise-induced muscular injury. Med Sci Sports Exerc 22: 429-435.

- Drobnic, F. y Casals Puig, D. (2005). Agujetas o delayed onset muscular soreness. En Balius, R., Patología muscular en el deporte (pp. 99-102). Barcelona: Masson.

- Calbet JAL, Chavarren J, Dorado C (2000) Running economy deteriorates following a duathlon competition. J Sports Med Phys Fitness (En prensa).

- Costill DL, Pascoe DD, Fink WJ, Robergs RA, Barr SI, Pearson D (1990). Impaired muscle glycogen resynthesis after eccentric exercise. J Appl Physiol 69: 46-50.

- Lopez Calbet, J.A. El dolor muscular tardío. Universidad de Las Palmas de Gran Canaria.

- Nosaka K, Clarkson PM (1997) Influence of previous concentric exercise on eccentric exercise-induced muscle damage. J Sports Sci 15: 477-483.

- Schwane JA, Johnson SR, Vandenakker CB, Armstrong RB (1983) Delayed-onset muscular soreness and plasma CPK and LDH activities after downhill running. Med Sci Sports Exerc 15: 51-56.

 

SIGUE APRENDIENDO MÁS CON NOSOTROS EN TAFADMADRID Y EN LA FEDERACIÓN ESPAÑOLA DE FITNESS WELLNESS Y SALUD www.fefws.com

Valora este artículo
(4 votos)
Sergio Calvo

El éxito sólo sonríe a los que nunca se rinden

Sitio Web: www.tafadmadrid.es
Inicia sesión para enviar comentarios
JoomShaper
Llama ahora